Caritas minimo vital

Cáritas aplaude la aprobación del Ingreso Mínimo Vital, un paso decisivo en la lucha contra la pobreza severa – 2 de junio de 2020

 

Cáritas aplaude la aprobación del Ingreso Mínimo Vital, un paso decisivo en la lucha contra la pobreza severa

Vea también:

– Cáritas y el Covid-19: El primer impacto en las familias acompañadas por Cáritas – Junio 2020

– Cáritas: “Covid19: Una crisis que exige una respuesta en forma de Ingreso Mínimo Garantizado” – 7 de abril de 2020

– 1 de Mayo: Renta Básica y Doctrina Social de la Iglesia por mons. Luis Argüello – 1 de Mayo de 2020

– Cáritas

– Solidaridad

– Pobreza

– Pobres

La aprobación, en el Consejo de Ministros del 29 de mayo de 2020, del Real Decreto-Ley 20/2020 por el que se establece Ingreso Mínimo Vital supone para Cáritas un paso decisivo en la lucha contra la pobreza severa, que nos dignifica como país al reforzar nuestros sistemas de garantías sociales para las personas excluidas y nos acerca a la media europea en materia de ingresos mínimos.

Una medida demandada por Cáritas desde hace años

La necesidad de una renta mínima estatal era una medida demandada por Cáritas desde hace años –es una de las 8 Propuestas políticas presentadas ante las últimas elecciones legislativas— y cuya necesidad había sido planteada de manera reiterada tanto por la Fundación Foessa como por el sector social en su conjunto.

Por propia experiencia, sabemos el alivio que esta medida va a suponer para las extremas condiciones de vida de cientos de miles de hogares españoles –muchos de ellos acompañados por Cáritas— que carecen de ingresos y que podrán acceder a partir de ahora a una medida protectora capaz de garantizar sus derechos básicos. Como se señala expresamente en la Exposición de Motivos del decreto, el ingreso mínimo vital “actuará como un seguro colectivo frente a los retos que nuestras sociedades enfrentarán en un futuro próximo”.

Es positiva su configuración como derecho subjetivo para quienes se encuentren en situación de vulnerabilidad económica. Como prestación no contributiva de la Seguridad Social supone un paso muy relevante en la garantía de los derechos y en la protección de las personas que están en situación de mayor vulnerabilidad.

Cumplirá, además, una función de factor de estabilizador automático en las épocas de crisis, al generar una base mínima de protección para las personas que carezcan de ingresos, que se reducirá en momentos de bonanza cuando el empleo pueda recuperarse. Al configurarse como un derecho, el ingreso mínimo vital contempla algo que era demandado por el sector social y por el Comité Europeo de Derechos Sociales, como es el que el tiempo de duración de la prestación vaya ligado a la situación de necesidad y que permanezca mientras esta situación no cambie.

Era necesaria la existencia de un suelo mínimo estatal común en todo el territorio de nuestro país, que limitara las inequidades. Este es un objetivo que queda cubierto con el ingreso mínimo vital, al asegurar un mismo derecho efectivo independientemente del lugar de residencia y de los posibles cambios residenciales que se puedan producir.

Algo sumamente importante para Cáritas es que este recurso trata de evitar la pobreza severa, dando una especial atención a los hogares con hijos, aunque pierde capacidad protectora en los hogares de las familias más numerosas. Valoramos, además, de forma positiva el reconocimiento que el Real Decreto-ley hace de los procesos de inclusión social, sin que sean una condición imprescindible para poder acceder al ingreso mínimo vital.

Lea la noticia completa:

– Cáritas aplaude la aprobación del Ingreso Mínimo Vital

 

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados:

Otros temas de interés

Inmigrantes: Carta de un inmigrante africano a la sociedad española

CARTA DE UN INMIGRANTE AFRICANO A LA SOCIEDAD ESPAÑOLA - Soy africano. Vengo de un país empobrecido; un país que ha sido saqueado por las multinacionales occidentales desde hace varios siglos y que ha sufrido guerras atroces, a menudo presentadas como guerras civiles, pero que en el fondo son guerras económicas montadas con el único objetivo de saquear nuestros países y enriquecerse al igual que los dirigentes africanos, desgraciadamente al precio de la muerte de millones de mis hermanos y hermanas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies