Inicio / Secretariados / Medios de Comunicación Social / El fenómeno religioso: la evangelización en la era digital

El fenómeno religioso: la evangelización en la era digital

 

“El fenómeno religioso: la evangelización en la era digital”
S. Em. R. Darío Card. Castrillón Hoyos
Congreso continental sobre Iglesia e informática
Monterrey, N. L., 3 de abril de 2003

Estimados hermanos Cardenales, Obispos, sacerdotes, religiosos, religiosas, y laicos, que asisten a este Congreso Continental sobre Iglesia e informática:

Según algunos estudios, dentro de 10 a 15 años, el 30 por ciento de las parejas que se casen, se habrán conocido a través de Internet. Este dato nos ayuda a conocer ya una de las grandes características de la cultura de la era digital: los seres humanos conocen mejor a sus compañeros de chat que a sus vecinos de condominio. Pero al mismo tiempo nos dice que Internet, lejos de ser un simple instrumento de información, se ha convertido en un ámbito donde tienen lugar profundas relaciones humanas. Y por ello, la Evangelización no puede estar ausente de él.

Internet es, ante todo, un reflejo de la sociedad y la cultura actual, una especie de radiografía que nos muestra lo más profundo de nuestro entorno, de nuestros pensamientos, de nuestras convicciones, de nuestra vida. Si la Iglesia quiere evangelizar esta nueva civilización con la que se encuentra, debe presentarse sin complejos en los ámbitos donde esta civilización se forma e informa, y un medio privilegiado es Internet.

Descargue el artículo:

– El fenómeno religioso- la evangelizacion en la era digital- Dario Castrillon

 

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados:

Otros temas de interés

Honradez y coherencia para una fe con credibilidad

HONRADEZ Y COHERENCIA PARA UNA FE CON CREDIBILIDAD - Estas líneas, propias de un año que ya va comenzar, pretenden expresar primeramente nuestros deseos, anhelos, sueños y esperanzas: ir buscando como sociedad-mundo e iglesia más trascendencia y espíritu, más verdad, belleza y bien; más amor fraterno, misericordia, compasión, perdón, reconciliación, paz, justicia y vida. Y todo ello desde la Gracia de Dios que, en Cristo y su Espíritu, nos regala con ese Reino que nos vivifica, nos salva amorosamente y nos libera del mal e injusticia, nos hace más pacíficos y justos frente al pecado con su egoísmo e ídolos de la riqueza-ser rico, del poder y de la violencia.

Centro de preferencias de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies