pablo gimeno

Videomensaje: La fe, Emaús y el coronavirus por Pablo Gimeno

 

VIDEO MENSAJE

Vea también:

– El sentido de la vida

– Videomensajes

– Increencia

– Videocanciones

LA FE, EMAÚS Y EL CORONAVIRUS

POR PABLO GIMENO

Hice este vídeo pensando que me quedaría satisfecho con que le aportase PAZ a 8 o 10 personas que lo estaban pasando muy mal durante el Coronavirus. Sólo se lo envié a 8 personas Estoy impactado porque este vídeo ha dado dos vueltas a #ESPAÑA en horas y se ha colado en decenas de #hospitales y miles y miles de hogares. En los dos primeros días recibí cerca de 200 mensajes de personas a las que no conozco con testimonios muy emocionantes. Algunos desgarradores. Intentaba regalar un par de gotas de sosiego para quien estuviese sufriendo… Y me han regalado a mí centenares de litros de satisfacción.

 

 

Vea otros vídeos en nuestro canal diocesano de vídeos:

– teleiglesia.es

– Videocanciones

– Música

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados:

Otros temas de interés

Portal de Belén

El Papa: que no disminuya jamás la bella tradición del pesebre – Carta apostólica “Admirable signum” 1 de diciembre de 2019

El pesebre, un acto de evangelización por redescubrir y revitalizar.- “La representación del acontecimiento del nacimiento de Jesús – se lee en el texto – equivale a anunciar el misterio de la encarnación del Hijo de Dios con sencillez y alegría”. “La contemplación de la escena de la Navidad – escribe el Papa – nos invita a ponernos espiritualmente en camino, atraídos por la humildad de Aquel que se ha hecho hombre para encontrar a cada hombre. Y descubrimos que Él nos ama hasta el punto de unirse a nosotros, para que también nosotros podamos unirnos a Él. Con esta Carta quisiera alentar la hermosa tradición de nuestras familias que en los días previos a la Navidad preparan el belén, como también la costumbre de ponerlo en los lugares de trabajo, en las escuelas, en los hospitales, en las cárceles, en las plazas... Es realmente un ejercicio de fantasía creativa, que utiliza los materiales más dispares para crear pequeñas obras maestras llenas de belleza. Se aprende desde niños: cuando papá y mamá, junto a los abuelos, transmiten esta alegre tradición, que contiene en sí una rica espiritualidad popular. Espero que esta práctica nunca se debilite; es más, confío en que, allí donde hubiera caído en desuso, sea descubierta de nuevo y revitalizada”.