Inicio / Consagrados / Vida consagrada / Institutos femeninos / Institución Javeriana – (Javerianas) – Las Palmas de Gran Canaria

Institución Javeriana – (Javerianas) – Las Palmas de Gran Canaria

 

INSTITUCIÓN JAVERIANA

 

Nombre: Institución Javeriana

Dirección:
c/ Reyes Católicos, 33
35001- Las Palmas de GC.
Islas Canarias- España

Teléfono:
928 313 972

Web:

http://www.javerianas.net/

 

Casa de Ejercicios Las Javerianas y Albergue Javier
Carretera La Atalaya, 12-14
35300- Santa Brígida. Isla de Gran Canaria.
Teléfono: 928 64 09 67
928 64 40 83

 

La Institución Javeriana nace en 1941, como respuesta a la situación de la juventud femenina trabajadora, que vivía en condiciones sociales y humanas desfavorables y que en ese momento se encuentra muy poco atendida por la Iglesia y por la sociedad.

El Padre Manuel Marín Triana, S. J., nuestro fundador, centró sus preocupaciones en la realidad de “miles de muchachas de alrededor de catorce años que, cada año, deja la escuela y comienzan su lucha por la vida, buscando plaza en las fábricas, en los talleres, en el servicio particular… y en las consecuencias lamentables que trae para la juventud femenina trabajadora ese trámite rápido a la vida de trabajo, al abandono material y moral en que muchas de esas jóvenes tienen que trabajar para ganarse la vida”.

Convencido de que para “remediar ese desorden social y humano” era necesaria una consagración total, funda la Institución Javeriana, actualmente Congregación religiosa de derecho pontificio, con el fin de realizar un apostolado de vanguardia y penetración con la juventud femenina, especialmente la trabajadora.

La consagración a Dios y el compromiso de vida comunitaria son, desde el principio, elementos esenciales de la Institución.

Para cumplir su misión “allí donde las necesidades y las dificultades son mayores”, la Institución organiza unos modos de vida y apostolado de tal manera adaptados y flexibles, que eviten las barreras psicológicas que pueden impedir el necesario acercamiento a las jóvenes y a su propia vida.

La Institución se ha fundado para formar en la avanzada del ejército apostólico de la Iglesia y hacer reinar a Jesucristo en ese mundo materializado y descristianizado que es el mundo del trabajo, llegando allí donde no han penetrado otros Institutos religiosos.

De estos elementos esenciales, vividos por las javerianas en la realización de su misión, surge una manera de ser propia, que caracteriza a la Institución Javeriana en la Iglesia.

A partir del Concilio Vaticano II, la Iglesia invitó a los religiosos a realizar una tarea de renovación, para que, escuchando los “signos de los tiempos”, dieran una respuesta más adecuada a los interrogantes y problemas del mundo de hoy.

La Institución ha realizado esta tarea de renovación desde una vuelta al Evangelio como fuente de su vida y misión, en un esfuerzo por desentrañar lo que sería hoy el carisma fundacional, y buscando conseguir una mejor comprensión del mundo actual para responder más adecuadamente a sus necesidades.  Esta renovación responde a la voluntad expresa del fundador que concibió la Institución adaptada y flexible “apta para la mentalidad de cada tiempo”.

La Iglesia en los últimos años ha entendido que su fidelidad al Evangelio le exige una mayor sensibilidad hacia los pobres y oprimidos, una mayor atención a sus preocupaciones y esperanzas.

La Institución Javeriana, participando de este caminar, refuerza hoy su opción por los pobres, explícita en su espíritu desde el momento de su fundación: “viendo en las jóvenes que ganan su pan con el trabajo cotidiano la porción escogida de Cristo, que dijo que venía al mundo para evangelizar a los pobres…”.

Print Friendly, PDF & Email

Artículos relacionados:

Otros temas de interés

marta y maria

Congregación Marta y María

CONGREGACIÓN MARTA Y MARÍA - Nuestro carisma es beber de la Eucaristía, fuente inagotable del amor misericordioso e irradiado de manera especial en los más necesitados del cuerpo o del alma; viendo en el rostro de los niños huérfanos o con problemas, de los jóvenes desvalidos, desorientados, de los mayores abandonados, discapacitados… el rostro de Jesús y atenderlos con las manos de Marta y el corazón de María.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies